Imágenes del mausoleo destruidas por unos encapuchados. / babnet.net


La directora general de la UNESCO, Irina Bokova, condenó en los términos más enérgicos la profanación y saqueo en Túnez del mausoleo dedicado a Sayyeda Manoubia, una figura religiosa musulmana sufí.

El mausoleo quedó destruido tras ser incendiado por un grupo de cinco jóvenes encapuchados.

Manoubia, que vivió hasta el año 1183, es considerada “la patrona de Túnez” por sus fieles, seguidores del sufismo, una corriente mística del Islam.

El ataque contra lugares de importancia histórica es un crimen contra el pueblo tunecino, que siempre se ha caracterizado por su tolerancia y respeto a la práctica y diversidad religiosas, señaló Bokova.

Además, subrayó el papel fundamental que tiene la sociedad civil en la preservación de excepcional legado cultural de Túnez para las futuras generaciones.

Tagged with:
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *