Europa

Deportando refugiados, el plan invisible de Europa

Policías registran a un pasajero desde que hace la ruta Belgrado-Budapest. / @srodrigoruiz
Policías registran a un pasajero desde que hace la ruta Belgrado-Budapest. / @srodrigoruiz

Europa estudia deportar de manera inmediata a más de 400.000 migrantes y solicitantes de asilo, generalmente procedentes de países africanos como Níger o Eritrea. La información ya era pública y registrada como uno de los objetivos marcados por la agenda europea sobre migración del pasado mes de mayo.

Pero según el diario inglés The Times cientos de miles de solicitantes de asilo rechazados serán deportados de Europa en cuestión de semanas bajo planes secretos filtrados a este medio.

La información publicada destaca que Bruselas amenaza con retirar la ayuda sobre acuerdos comerciales y acuerdos de visado si países como Níger y Eritrea se niegan a recibir a los deportados.

El operativo, que estará liderado por el Frontex, tiene como objetivo crear la «Oficina de Retorno de Frontex», aunque estos ya habían lanzado operaciones policiales por todo el conjunto de la Unión, ahora se agrava ante la llegada de numerosos refugiados.

Pero esta cara oculta de una Unión que se vende como un refugio garante de los derechos humanos no se contempla ni se menciona por los dirigentes del ente supranacional. Colectivos ya habían mostrado su preocupación por las deportaciones, y temen que este plan puede devolver a sus países a personas perseguidas y cuyas vidas corran peligro.

La noticia se conoce justo cuando la Unión Europea ha lanzado una nueva operación para interceptar las embarcaciones en las que los “contrabandistas” trasladan a los refugiados y cruzan el Mediterráneo rumbo a Europa.

La recién Operación Sofía cuenta como novedad que los barcos de la Marina tendrán autorización para abordar, registrar, retener y desviar las embarcaciones que sospechen que se están usando para el tráfico humano.

Parece que la Europa del refugio ha sacado otra vez los dientes a los que huyen. La política del muro reinante en esta comunidad sigue siendo la estrategia principal, y es que Europa se ha gastado más dinero en proteger sus fronteras que en ayudar a los países limítrofes para ayudar a los refugiados. Es más se ha interesado más por evitar una ofensiva diplomática y permitir el expolio de recursos. Digamos que ni come, ni deja comer.

#ULTIMAHORA #EUROPA La Unión Europea ha esbozado un plan para deportar de forma rápida a unos 400.000 migrantes y…

Posted by Entrefronteras on Miércoles, 7 de octubre de 2015

Europa

Medio millón de vidas buscan asilo en Europa

La Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) estimó que los arribos de refugiados y migrantes a Grecia alcanzarán pronto la marca de 400.000 personas en lo que va del año, pese a las malas condiciones climáticas. La huida a Europa ya supera el medio millón.

Grecia sigue siendo, el mayor punto de entrada a Europa por vía marítima, usando la ruta del Mediterráneo, seguido de Italia, con 131.000 desembarcos en 2015, según ACNUR.

Y es que el deterioro de la situación en Siria, aumentado a la falta de ayudas para los refugiados en los países limítrofes, tan solo llega el 40% de los recursos, ha hecho que los afectados por el contenciosos busquen nuevas alternativas.

El portavoz de ACNUR, Adrian Edwards, señaló que «con las nuevas cifras sobre Grecia el total de migrantes que cruza el Mediterráneo este año se eleva a 530.000 personas. En septiembre, 168.000 cruzaron ese mar, la cifra mensual más alta registrada hasta ahora, y que casi quintuplica la de septiembre de 2014”, detalló Edwards.

El portavoz de ACNUR recalcó que esa tendencia demuestra la necesidad de una rápida implementación del programa de reubicación de Europa, junto con el establecimiento de instalaciones robustas de recepción.

Pero mientras la crisis se agrava, la respuesta de Europa no llega. Los países limítrofes con Alemania siguen haciendo el trabajo sucio. Mientras Hungría ha desplegado su alambrada y cercado con cuchillas todo el país hacia el sur, en Croacia, nueva ruta, los agentes cortan el transito normal de refugiados para controlar su paso y dirigirlos hacia Hungría donde vuelve a seguir su viaje en tren hacia Austria.

Andalucía

Conversaciones con Fadu

Fadu llegó hace más de una década en patera a Andalucía, desde entonces trabaja en este país. Se jugó la vida por cumplir un sueño migratorio, tras ser rechazado en un aeropuerto de Francia y posteriormente deportado. Hoy después de asentar su vida y lograr su objetivo migratorio, reflexiona en estos tres minutos sobre la actualidad migratoria en Europa y la crisis de Refugiados. 

 

Magreb

Grecia afronta las elecciones con miles refugiados atravesando el…

Mientras la campaña electoral perfila sus últimos detalles para afrontar la recta final, miles de refugiados siguen llegando de las islas a la península de ÁticaGrecia vive sus segundas elecciones de lo que va del año 2015, la actualidad económica, el futuro de la deuda helena o las futuras políticas de austeridad o no austeridad marcadas por el acuerdo por un tercer rescate marcan la agenda, pero la crisis de refugiados en Europa sigue siendo la actualidad informativa en el país.

Mientras la campaña electoral perfila sus últimos detalles para afrontar la recta final, miles de refugiados siguen llegando de las islas a la península de Ática, allí comienza una nueva ruta hacía Macedonia.

En la centrica plaza Omonia de Atenas llegan todas las mañanas los refugiados, pero su estancia es corta, los carteles de las elecciones pasan desapercibidos para los desplazados. Tan solo el Gobierno heleno es quién está ofreciendo la libre circulación para que los refugiados continúen su huida. Inclusos algunos vecinos griegos de la frontera han ofrecido su espacio para instalar un campo de refugiados.

En el norte del país, a varios kilómetros de la frontera con Macedonia no hay rastros de elecciones, apenas un pequeño cartel del partido neonazi Amanecer Dorado. Los ciudadanos siguen muy pendientes de los cientos de miles de personas que estos últimos meses han pasado por sus pueblos…. Esta es nuestra historia audiovisual sobre lo que ocurre en Grecia

Europa

Mi primer viaje en tren

Refugiados eritreos en el tren regional de Génova a Milan en Italia. / S.R
Refugiados eritreos en el tren regional de Génova a Milan en Italia. / S.R

Tres días hace que tocó tierra. Se llama Yohhanes y es profesor en una escuela pública en Keren (Eritrea), donde ganaba cuatro dólares al mes. Junto a su familia y su trabajo logró ahorrar durante años más de quinientos dólares para huir en un viaje que se presentaba incierto.

Como miles de eritreos ha optado por la ruta del Mediterráneo para salir del país africano. “En los bares, en las casas, en las escuelas, todo el mundo habla de la ruta del Mediterráneo” afirma este refugiado que espera solicitar su asilo en Suiza, país al que viaja.

Antes de subir al tren donde conversa conmigo tuvo que llegar a Sudán, allí conoció a los padres de Api, un niño de 5 años que ha sobrevivido al mar, y que también pretendían cruzar a Libia. Yohhanes cuenta que cada día entre 200 y 500 eritreos salen del país por la frontera con Sudán.

Desde este país africano llegó a Libia, pero para cruzar los grupos armados le pedían 200$ para llegar al norte del país. “En Libia todos tenemos que pagar, quien no lo hace sufre las consecuencias”. Eso le ocurrió a la familia de Ismael, otro menor eritreo que viaja en el tren con 7 años, al no tener fondos para todos les obligaron a vivir en el desierto del Sahara durante 4 meses hasta que logró lo solicitado.

Yohhanes, que se sienta a mi lado del tren regional italiano, me cuenta sus dos meses en Libia “allí solo hay violencia y corrupción, todos tienen miedo de todos, es el peor sitio que he visto en mi vida”. Allí tuvo que pagar otros 200$ para ir a Europa.

Durante la noche los avisaron y lo embarcaron en una barcaza de madera azul junto a otros 600 refugiados, unos 20 de aquel viajan van ahora en este tren. Como no tenía más dinero no pudo comprar ni salvavidas ni plazas en la parte superior. Durante más de 11 horas iba con cientos de personas en una bodega.

“Hacía mucha calor, la ropa se pegaba a mi cuerpo y solo pensaba que tenía dos opciones, o morir o vivir”. Finalmente la Marina Italiana los rescató junto a la familia de Api e Ismael. Tras dos días fueron puestos en libertad en Sicilia, allí los registraron y les ofrecieron un número de identificación. Su destino estaba ahora más cerca, para ello se enrolaron en un bus de más de 24 horas que atravesó la península itálica.

Eran poco más de las 23:30 cuando nos encontramos en la estación de Génova Principe. Los agentes del Frontex le impedían viajar a Ventimiglia, es decir, la frontera franco-italiana. Su destino ahora era Milán (Italia).