Cosidó durante la inauguración de la II Conferencia de Directores de Academias o Centros de Formación Policial o de Seguridad de la cuenca sur del Mediterráneo


El director general de la Policía, Ignacio Cosidó, dijo durante la inauguración de la II Conferencia de Directores de Academias o Centros de Formación Policial o de Seguridad de la cuenca sur del Mediterráneo que la excelente colaboración policial entre los países vecinos, especialmente Marruecos y Argelia, ha repercutido en el descenso en un 30% de las llegadas irregulares de inmigrantes a España durante el pasado año, rompiendo la tendencia al alza de 2011.

Este ciclo de ponencias cuenta con 58 asistentes, entre ellos directores y mandos de academias y centros de formación policial de la Unión Europea, Argelia, Israel, Jordania, Líbano, Marruecos, Egipto, Túnez y la Autoridad Nacional Palestina. Unas conferencias que están enmarcadas en el Proyecto EUROMED Police III que apuesta por la formación como estrategia para luchar contra la trata. El director de la Policía española ha destacado la importancia de la colaboración entre los países del entorno Mediterráneo para ofrecer una respuesta eficaz contra amenazas comunes como el terrorismo, el crimen organizado o el tráfico de seres humanos. Cosidó ha señalado que “entre todas las amenazas que compartimos, no existe una más terrible que el tráfico de seres humanos, una nueva forma de esclavitud que constituye una de las grandes lacras de la comunidad internacional actualmente”.

El director de la Policía ha reiterado el compromiso en la lucha contra las redes de tráfico de seres humanos. La Policía Nacional ha investigado en el último año casi 3.000 redes criminales relacionadas con la trata de seres humanos y vinculadas a su explotación sexual o laboral, y han detenido a 5.000 personas. Cifras que, según Cosidó, ofrecen una idea de la dimensión del fenómeno pero también de la determinación y eficacia policial para enfrentarse a esta amenaza. El director ha destacado también que “la experiencia demuestra que es mucho más eficaz trabajar de forma concertada sobre las fronteras de las que parten estos flujos ilegales que sobre las fronteras de llegada”. Durante su intervención, Cosidó ha incidido en la importancia de la inteligencia policial y la formación de los agentes para combatir las redes de tráfico de seres humanos.

Tagged with:
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *