Mauritania ha vuelto a vivir una jornada de violencia tras la manifestación pacífica convocada por la asociación ‘No me toques la

Los manifestantes negros son disueltos en la capital mauritana. / cridem.org

nacionalidad’, la cual ha denunciado que el censo electoral convocado para las próximas elecciones en el país africano es racista.

Ayer sábado, una marcha organizada por activistas de este movimiento se convirtió en enfrentamientos entre este grupo y las fuerzas de seguridad, causando algunos heridos y detenidos en las filas de los manifestantes. La marcha se inició con tintes pacíficos pero tras varios enfrentamientos acabó disolviéndose con gases lacrimógenos.

El problema reside en que Mauritania es un país muy extendido con 1.040.900 kilómetros cuadrados y una población de más de 3 millones de habitantes, de los cual las minorías son personas de tribus de raza negra. Estos históricamente han jugado un papel de esclavos de los terratenientes árabes, y a pesar de la lucha de la clase política por erradicar la esclavitud la discriminación es aún muy frecuentes.

El movimiento ‘No me toques la nacionalidad’ es uno de los principales defensores de los derechos de los negros e impulsor del cese de la esclavitud en Mauritania. Incluso a principio de septiembre mantuvieron una acampada frente a la casa presidencial de Ould Abdelaziz protestando por el derribo de alguno suburbios en Nuakchot, que acabó desmantelada por los propios manifestantes.

Tagged with:
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *