EntreFronteras.com

El Parlamento europeo pide la liberación de los presos políticos saharauis

Imagen exclusiva del interior del juzgado con los presos vestido con darras. / EquipeMedia

Horas antes de la celebración del juicio militar contra los 23 presos políticos saharauis encarcelados desde la disolución del campamento de la Dignidad, el pleno del Parlamento Europeo ha aprobado incluir en el mandato de la delegación para la XXII reunión del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas la exigencia de que se “liberen todos los presos políticos saharauis” y su “apoyo a una solución justa y duradera del conflicto basada en el derecho a la autodeterminación del pueblo saharaui”.

El eurodiputado de Izquierda Unida, Willy Meyer, quien está viajando hacía Rabat para poder acompañar a los presos políticos saharauis y sus familiares durante el juicio militar, ha mostrado su satisfacción al respecto al afirmar “pienso trasladar personalmente esta buena noticia al grupo de GDEIM IZIK y sus familiares para que sientan el apoyo y respaldo expresado hoy por la eurocámara”.

“El Parlamento Europeo ha hecho justicia hoy al incluir en el mandato para la reunión del Consejo de Derechos Humanos de la ONU la enmienda que hemos presentado desde el grupo de la izquierda -Izquierda Unitaria Europea/Izquierda Verde Nórdica (GUE/NGL)- y el grupo socialdemócrata”, señaló Meyer tras la aprobación en el pleno por 283 votos a favor frente a 184 en contra y 10 abstenciones.

Además de exigir la liberación de todos los presos políticos y dar su apoyo al derecho de autodeterminación del pueblo saharaui, el texto aprobado por el pleno pone explícitamente de manifiesto “la preocupación del Parlamento Europeo por el hecho de que se sigan violando los derechos humanos en el Sahara Occidental”, pidiendo que “se protejan los derechos fundamentales de los saharauis” y “destaca la necesidad de un seguimiento internacional de la situación de los derechos humanos en el Sahara Occidental”.

“Desde Izquierda Unida celebramos esta decisión del Parlamento Europeo y seguiremos apoyando el pueblo saharaui hasta que se haga justicia y puedan hacer efectivo su derecho a la autodeterminación tal y como establecen las resoluciones de las Naciones Unidas”, señaló Meyer.

El viernes 8 de febrero está previsto que se celebre el juicio militar contra los 23 saharauis encarcelados en Marruecos desde la violenta disolución del campamento de la dignidad “Gdeim Izik”, hace ya más de dos años, a las afueras de El Aaiún .

La mayoría de los acusados han asegurado haber sido sometidos a tortura y otros malos tratosen distintos momentos de sus dos años de detención preventiva. Algunos parecen haber sido coaccionados para firmar declaraciones.

“El juicio ante un tribunal militar de Marruecos es defectuoso desde el principio”, así lo ha manifestó Amnistía Internacional, al pedir que los acusados sean juzgados ante un tribunal civil y que se investiguen sus denuncias de tortura.

Deja un comentario