El juzgado de primera instancia y de instrucción número 2 de melilla ha aceptado abrir diligencias previas para investigar la posible responsabilidad y comisión de delitos en la acción de policías marroquíes y efectivos de la guardia civil durante las expulsiones en caliente que se produjeron en Melilla durante la noche del pasado 18 de junio, según ha informado este jueves Andalucía Acoge, asociación denunciante de estos hechos junto con la federación SOS Racismo y Prodein Melilla.

En un comunicado, la organización explica que esta decisión se ha adoptado en respuesta a la querella presentada por estas tres ONG a partir de un vídeo grabado “en el que se aprecia cómo fuerzas auxiliares marroquíes, dentro de territorio español, apalean a una persona inmigrante”, así como los hechos son observados por “un coche de la guardia civil, que no interviene para detener la acción violenta”.

“A continuación, en el mismo vídeo, se ve claramente cómo policías de marruecos y guardias civiles, en el espacio entre vallas, por tanto dentro de territorio español, conducen a un grupo de inmigrantes para devolverlos en caliente», una acción que, según explica el coordinador del equipo jurídico de Andalucía acoge, José Luis Rodríguez candela, podría ser «constitutiva de varios delitos” según entiende el juez de Melilla.

Según Andalucía acoge, el magistrado instructor de la querella solicitará a la comandancia de la guardia civil que identifique a los agentes que estuvieron desplazados a la valla la noche de los hechos, así como que informe sobre el protocolo de acción seguido aquel día y las órdenes completas recibidas por los guardias civiles acerca de la manera de proceder con los inmigrantes. “El juez también ha ordenado girar comisión rogatoria a marruecos para que identifique a sus efectivos que participaron en la acción dentro de territorio español”, añade Rodríguez candela.

Tagged with:
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *