El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-Margallo en la VII Edición del Foro Hispano Alemán. /MAEC

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-Margallo en la VII Edición del Foro Hispano Alemán. /MAEC

El Ministro de Asuntos Exteriores, de gira por Oriente Próximo, ha vuelto a dejar de entrever sus pretensiones con el vecino del sur en referencia al Conflicto del Sahara.

Margallo ha dicho que la propuesta de EEUU de ampliar las competencias de la ONU en el Sahara para que proteja los derechos humanos, que se debate en el Consejo de Seguridad, carece de consenso y espera una nueva iniciativa que favorezca a ambas partes, es decir Marruecos y Polisario.

Esta posición han encendido la mecha de la indignación dentro de las asociaciones solidarias con el Sahara, estas congregan a cientos de miles de miembros en todo el país, y han denunciado que la consideración de “inviable” de Margallo sobre la protección de los Derechos Humanos en el Sahara no hace más que alejar a España de la responsabilidad histórica sobre la antigua colonia, todavía en proceso de descolonización y bajo control militar de Marruecos desde el abandono en el año 1975.

Las asociaciones pro saharauis acusaron al ministro de cómplice. “Cada vez que se produzca una tortura, una detención, una violación o un juicio ilegal, consideramos que este personaje se hará cómplice y corresponsable de ello”, cita un comunicado de CEAS-Sahara.

Margallo no es el primer ministro que no apoya una iniciativa rechazada por Marruecos, Moratinos y Jiménez también dejaron vislumbrar sus fines sobre el conflicto.

Y es que las relaciones bilaterales entre España y Marruecos han hecho de nuestro país un socio firme en sus interese con el Sahara, apiñados con Francia. Además, este es uno de los puntos de consenso entre PSOE y PP ya que el nuevo ejecutivo de Rajoy ha aplicado la política de buena vecindad con Marruecos originada por Zapatero.

Tagged with:
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *