Hoy en día los medios de comunicación usan diferentes términos para hablar sobre los países árabes, por un lado el ‘Mundo Árabe’ y por otro el ‘Mundo Musulmán’, este segundo, que se puede aplicar a los países árabes, conlleva la anexión de los países de Asia de mayoría musulmana pero que no usan la lengua del Corán, y el primero se rige bajo dos normas, es decir para ser un país del ‘Mundo Árabe’ es necesario hablar la lengua Árabe y pertenecer a la organización internacional panárabe ‘La Liga Árabe’.

Por ello países de mayoría musulmana como Pakistán o Afganistán no pertenecen al colectivo de los árabes, aunque la poca especialización de los profesionales en los medios de comunicación nos lleve a la mala interpretación de las audiencias de estos conceptos. Un dato relevante de la diferencia entre musulmán y árabes es que una quinta parte del mundo es musulmana pero tan solo una quinta parte de los musulmanes son árabes.

Podríamos decir que el Mundo Árabe es el espacio geográfico unido por la lengua Árabe, aunque la mayoría de estos países son de confesión musulmana. Este colectivo está formado por 22 países y conforman el 5% de la población mundial, el mayor de ellos es Egipto con 85 millones de habitantes y el menor es Islas Comores con 300.000 habitantes.

No obstante, los árabes no son los únicos habitantes en esta regiones sino que son el último imperio que pasó por ellos, por eso no es de extrañar que a día de hoy se mantienen muchas minorías autóctonas en estos países como por ejemplo los Bereberes en el norte de África, los Cristianos Coptos en Egipto, los Maronitas en el Líbano o los Kurdos en Iraq. Estos grupos, que ahora son minorías, son los antecesores de la llegada de los árabes a estos países, y que con la revelación del islam se fue asentando esta como religión de los expansionistas.

Sin embargo, lo que marca la situación sociopolítica de los países árabes hoy en día es la época colonial repartida fundamentalmente por Francia e Inglaterra, aunque con alguna presencia de España (Marruecos y el Sahara Occidental) e Italia (Libia). Estos países asentarán las fronteras de los estados y delimitaran sus sistemas políticos y sociales, ejemplo de ello es la región de Oriente Próximo con el acuerdo de 1916 de Sykes Picot, donde Inglaterra y Francia se repartieron el territorio que conforma hoy el norte de la Península Arábiga.

Además, los procesos de descolonización formarán gobiernos vinculados a las potencias coloniales, como por ejemplo Argelia que al finalizar la independencia instaura una republica basado en el modelo francés, mismo caso ocurre en Jordania con la influencia inglesa en la formación del reinado.

Pero estos giros sociopolíticos en los países árabes no han dejando de lado su compromiso histórico de países muy tradicionales y asentados fuertemente en su legado cultural, no obstante la visión hacia estos países en las últimas décadas ha sido de extremistas y fundamentalistas sobre las interpretaciones y prácticas de los textos sagrados, algo muy generalizado entre los medios de información.

Y es que al igual que surgieron los movimiento ‘Panamericanos’ tras las independencias de los países sudamericanos en los países árabes surgió el ‘Panarabismo’, teorías que surgieron a finales del siglo XIX principio del XX que se materializó en una visión moderada en el año 1975 con la Liga Árabe, pero que se extremizó en grupos minoritarios en las zonas del norte de África y Oriente Próximo, donde circulaba la idea del gran imperio musulmán, el Califato, que ahora incluía a los países asiático que configuró facciones salafistas, así como la nueva Irán de la Revolución Islámica (1979), donde en ese momento el mundo árabe pasó a llamarse musulmán. En la última década del siglo XX se estandarizó con el grupo terroristas Al Qaeda, que en la lucha contra el ‘Terror’ de George Bush quedó materializada como si se tratase de una multinacional con facciones en el norte de áfrica, Oriente Próximo, en la Asia musulmana y hasta en el sur de África.

Sin embargo, el mayor problema tras las independencias del colonialismo es que los nuevos estados independientes basaron su poder político en el pasado colonial, y que tras varias décadas la población se vio inmersa en nuevos regímenes aparentemente democráticos pero que conformaban la era de la ‘Cleptocracia’

Esperanza de vida al nacer
70 años
Superficie
14,2 millones de Kilómetros cuadrados
Población
5% de los ciudadanos del mundo
Renta per Cápita más alta
US$ 72.849 (2007) anuales en Qatar
Tasa desempleo más alta
58,8 % (2008) en Yibuti
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>